Crítica
Crítica
Crítica

Ese compás que se juega la vidaEscúchalo en Spotify

Guerra, literatura e identidad en el último disco de Miguel Poveda

Sonetos y poemas para la libertad, Miguel Poveda, Universal Music, 17 de marzo de 2015.

Sonetos y poemas para la libertad se presentó el pasado mes de marzo después de cinco años de elaboración en un entorno donde la cultura no se incentiva, las artes son asignaturas “maría” y los dirigentes –que se han empeñado en crear la marca España– torpedean sin amaneramientos la economía de una serie de valores que nos identifican como sociedad.

Con la contribución del cantautor canario Pedro Manuel Guerra y el poeta granadino Luis García Montero –profesor de Literatura española en la Universidad de Granada–, se han conseguido adaptar musicalmente algunos textos de celebridades como Góngora, Rafael de León, Quevedo, García Lorca, Pablo Neruda, Borges, Miguel Hernández, Rafael Alberti, Gil de Biedma e incluso Joaquín Sabina. En el criterio de selección de esta antología se consideran de igual valor las obras de literatos veteranos y contemporáneos. Parece que el ilustre profesor García Montero entiende la importancia de incluir autores que reflejen otras realidades más actuales, concibiendo la cultura como un ente con vida que evoluciona, y no como un fósil. Aquí subyace la estrategia de la renovación: recuperar nuestra herencia y ofrecer algo nuevo a la vez.

Miguel Poveda ha decidido confiar una vez más en Joan Albert Amargós para que tome los mandos de la producción. En 2010, Amargós ganó el galardón como “Mejor arreglista” en los XIV Premios de la Música que regula la SGAE, consolidándose como uno de los músicos mejor valorados actualmente. La relación entre ambos ha dado lugar a varios proyectos anteriores como Deslaç –un disco completo en catalán–. También ha participado en la producción el guitarrista y productor Juan Gómez, conocido como “Chicuelo”. A lo largo de su carrera este virtuoso se ha convertido en un factor constante en la vida musical de España. Enrique Morente, Joan Manuel Serrat, Antonio Canales y Joaquín Cortés son sólo algunos de los muchos artistas con los que ha trabajado.

Sonetos no es estrictamente un disco de folclore. Realmente las únicas canciones que se pueden llegar a entender como flamenco son: “Abril se ha equivocado”y “Enrique y Granada”, siendo esta última un homenaje a Enrique Morente por parte de Joaquín Sabina, donde además de ser el autor del texto participa en la interpretación. Son las dos canciones más viscerales y con más raíces de todo el álbum. El resto de temas son pura fusión. Estilos que nacen del jazz, boleros, y pop con arreglos sinfónicos que recuerdan al Amor brujo de Manuel de Falla consiguen que nos beneficiemos de una percepción dinámica en la escucha. También hay canciones que parecen concebidas bajo un éter de teatralidad musical como “Hielo abrasador” –con texto de Quevedo– que, debido a sus diferentes secciones e instrumentación puede lograr un resultado interesante si se representa en un escenario.

La colaboración de Víctor Manuel y Ana Belén en “Donde pongo la vida, pongo el fuego” no se sale de la línea de lo que han venido haciendo toda la vida. Es un tema que está dentro del estilo del matrimonio, aunque su aportación al disco redondea ese carácter de tradición y orígenes.

Este álbum recupera la cultura y los valores de más de una generación de literatos y gracias a él muchas personas que nunca han leído a nuestros poetas más brillantes accederán –algunos sin saberlo– a sus maravillosas creaciones, ya que leer poesía es, definitivamente, un lujo que ha pasado de moda. De esta manera se les honra, dándoles la oportunidad de llegar más lejos de lo que sus vidas les permitieron, como rutilantes estrellas lanzando agudos dardos a las olas dormidas. Para terminar parafrasearé por última vez al gran maestro Ángel González Muñiz –que en paz descanse–, en relación a la importancia de lo que somos gracias a la cultura, las artes y el patrimonio. Para que yo me llame Ángel González, para que mi ser pese sobre el suelo fue necesario un ancho espacio y un largo tiempo…

Daniel Rojas Gallardo

Publicado en mayo2015.gif” id=”mes” border=”none”/>

Autor

Este sitio web utiliza cookies para que usted tenga la mejor experiencia de usuario. Si continúa navegando está dando su consentimiento para la aceptación de las mencionadas cookies y la aceptación de nuestra política de cookies, pinche el enlace para mayor información.plugin cookies

ACEPTAR
Aviso de cookies